Por El Diario de Hoy, publicado el 2 de marzo de 2013

Los entes estatales pueden poner reserva a una información siempre que ésta esté relacionada con planes militares, ponga en peligro la defensa nacional y la seguridad pública o la vida de cualquier persona, la que afecte un proceso judicial, la investigación de ilícitos o la verificación del cumplimiento de las leyes.

Son también datos reservados, según el artículo 19 de la Ley de Acceso a la Información Pública, aquellos que contengan "opiniones o recomendaciones que formen parte del proceso deliberativo de los servidores públicos, en tanto no sea adoptada la decisión definitiva.

Pero por otro lado, dice es oficiosa, o sea, es publicable y accesible, la relacionada con gastos de los recursos en la gestión de los funcionarios públicos y eso abarca desde lo que destinan para un viaje al exterior hasta compras de bienes y servicios, y todo lo relacionado a la ejecución de los presupuestos públicos.

Además les obliga a publicar los informes contables, auditorías contables, proyectos de obras estatales, entre otros.